Tienes que saber

Tienes que saber que la perfección no existe. Que lo encantador de las personas radica en su naturalidad. Y lo natural tiene poco de perfección, pero tanto de atrayente… La perfección es ¡tan relativa! Como otros muchos conceptos. Pero eso lo has olvidado o tu corta edad te ha impedido aprenderlo aún.

Tienes que saber, o más bien aprender, que hay cosas que escapan a tu control. Y por muy poderosa que te sientas al creer que controlas tu cuerpo, siento decirte que el descontrol reina en tu vida. La clave está en la oración de la serenidad, atribuida a Reinhold Niebuhr:

“Señor, dame serenidad para aceptar todo aquello que no puedo cambiar, fortaleza para cambiar lo que soy capaz de cambiar y sabiduría para entender la diferencia”.

control
Fotografía: Faramarz Hashemi.

Tienes que entender que no es cómo los demás (o determinadas situaciones) te hacen sentir. Todo parte de tus pensamientos y sobre ellos sí tienes el control. Tórnalos en positivos y tus sentimientos harán lo propio.

Tienes que saber que las mujeres no somos princesas de frágil apariencia que lo único que esperan en la vida es a su príncipe azul. Ya nacemos ‘enteras’. No necesitamos encontrar a nuestra media naranja. Sino a otra naranja entera con personalidad propia. Pero esto solo ocurrirá cuando te quieras a ti misma. Como dijo John Lennon:

“Cuando estés muy enamorado de ti, vas a poder ser muy feliz y te vas a enamorar de alguien”.

tienes que saber
Fotografía: Ashton Mullins.

Tienes que recordar que la vida son dos días y que compañías como Ana o Mía (cualquiera que sea ahora tu mejor amiga) te están haciendo perder al menos uno de ellos. Y tienes que saber que ese tiempo perdido se traduce en reuniones familiares, risas con amigos o momentos íntimos con tu pareja. Puede que estuvieras presente en cuerpo en tales acontecimientos, pero no así tu alma y por eso careces de recuerdos. Unos recuerdos que no podrás recuperar, pero sí está en ti coger la mano de quien te la tiende para crear otros muchos nuevos.

Laura M. Jiménez

1 thought on “Tienes que saber

  1. Qué difícil es reconocer que no podemos ser perfectos y cuánta verdad en que solo sentirás felicidad cuando sientas amor hacia ti misma

Deja un comentario